#TambiénEsCuidar: Sentir el cuerpo en cuarentena  

whatsapp-image-2020-06-30-at-11.49.19-e1593531572944

Compartí este Post

Por Virginia Ossana y Brígida Lanzillotto

En el marco de la campaña de comunicación accesible #TambiénEsCuidar, impulsada por el Movimiento Estamos Tod@s en Acción (META) con el apoyo del Instituto Interamericano de Desarrollo Inclusivo (iiDi) y el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA – LACRO, conversamos con jóvenes de META para saber cómo viven la situación de la pandemia por coronavirus, cuáles son los obstáculos y las oportunidades que surgen en este nuevo contexto, y de qué forma los enfrentan y superan.

Germán, Emilce y Carolina nos enseñaron…

Imagen del logo del proyecto #TambiénEsCuidar. Sobre fondo rosa aparece un círculo en rosa pálido rodeado de flechas blancas en su contorno. Dentro un ícono mano extendida y un corazón sobre ella.

Primero hablamos con Germán Tourón, compañero de META Uruguay y referente de la Comunidad Sorda. Él destacó la importancia de incluir a los/as jóvenes con discapacidad en las estrategias de respuesta al COVID-19, tomando ejemplos de situaciones que vive la Comunidad Sorda.

Luego, entrevistamos a Emilce Ozán (Argentina) y Carolina Falciani (Uruguay), referentes de las comunidades con discapacidad intelectual. Su mensaje fue sobre las nuevas formas de comunicarnos que surgen en el aislamiento y los cuidados que tenemos que tener para que nos sintamos bien cuando hablamos con otras personas.

¿Cómo nos relacionamos con nuestro cuerpo?

También quisimos hablar con Gianna Mastrolinardo y Mariana Veliz, ambas artistas y referentes de la comunidad con discapacidad motriz de Argentina. Les preguntamos cómo viven la relación con su cuerpo en esta cuarentena.

Mariana rompió el hielo. Nos contó que sentía el cuerpo adolorido y con contracturas por la falta de movimiento que trajo el encierro. Aunque para ella esta cuarentena también trajo una oportunidad: la de hacer yoga junto a su mamá, que es instructora. “Está bueno poder hacerlo. Es una oportunidad para poder conectarme con mi mamá. Además a ella también le sirve practicar dar las clases conmigo, y juntas pensamos en formas de accesibilizar las clases de yoga para personas con discapacidad motriz”.

La privacidad como un osbtáculo

Ilustración de Mariana Veliz. Una mujer con cabello corto y rosado y los ojos rosados, se encuentra sentada, vestida con ropa interior negra. No tiene sus piernas, y a los costados de su cuerpo aparecen dos prótesis con dibujos de flores violetas.

Dentro de los obstáculos, apareció una palabra clave: privacidad. Mariana compartió cómo al volver a estar en casa todo el día, la idea de privacidad se vuelve borrosa y se van perdiendo algunos espacios privados que ya se habían conquistado, como las salidas con amigas o las clases de la facultad. ¿Qué hizo ella para resguardar su privacidad? Hablar. Pedir, por ejemplo, que si alguien quiere entrar en su habitación, primero golpee la puerta.

Paciencia

Gianna, por su lado, nos contó que, ahora que no puede ir a rehabilitación, realiza ejercicio de otra forma, y que está aprendiendo a ser paciente con su cuerpo, con lo que puede y lo que no puede hacer, porque este tiempo de tanta quietud hizo que algunos movimientos se vuelvan más difíciles, y esto puede crear frustración. Ante la frustración, paciencia. 

No salir: ¿obstáculo o alivio?

Sobre fondo ocre donde aparece tres veces la silueta de perfil de una mujer, se lee en letras blancas y en cursiva: siempre pensando en moverme.

Las chicas compartieron que no salir de casa muchas veces es un alivio. ¿Alivio? Sí. Gianna nos explicó que las personas con discapacidad muchas veces tienen que “hacer cálculos” antes de salir. Es decir, tienen que planificar por dónde van a ir, si el camino es accesible, si va a haber escaleras, si habrá alguien que pueda prestar asistencia, entre otras muchas cosas. Todos estos cálculos -dice Gianna- son un desgaste psicológico: agota tener que pensar en esto todo el tiempo.

¿Cuál es nuestro deseo?

En este, sentido la cuarentena ofrece una pausa. “Es un momento para pensar cuál es nuestro deseo”, dice Gianna. Y en esto coincide con Mariana.

Ambas han usado este tiempo para hacer cosas que hace mucho deseaban hacer: Mariana está enfocada en dibujar, y Gianna en escribir. Ahora que todo está en pausa, aprovechan el tiempo para hacer lo que desean. Y, aunque dicen que al principio sentían un poco de culpa por pasar mucho rato dibujando o escribiendo, cada vez conectan más simplemente con el deseo.

#TambiénEsCuidar #TambémÉCuidar #ThisIsCaringToo #JuventudesContraCOVID19 #JuventudeContraCOVID19 #YouthAgainstCOVID19

Conocé más

Novedades

LEVRERÓNIMOS ILUMINADOS

El artista Diego Bianki y el curador Matías Nuñez presentaron interés en desarrollar una muestra artística participativa e interactiva que utilice textos de Mario Levrero

Mail: iidienred@gmail.com

 

Seguinos en nuestras redes

Ir al contenido